Tierra 616

jueves, abril 30, 2009

A TOPE SIN DROGAS

Daft Punk, !!!, Phoenix, Private, The Pinker Tones y todos los graves que se pueden meter en un disco. Por fin podré renovar el puto iPod.

domingo, abril 26, 2009

PASIVOS TÓXICOS

Llevo toda la semana vacante, tropezándome con mis propias rutinas. Me muevo como por encargo. Me obligo a mí mismo, pero no encuentro la motivación, me llaman insatisfecho, ya ni miro a los chicos en las duchas, me largo de un desfile leather, me quedo a medio ligar en las fiestas, la belleza ya no me reclama, las feromonas se queman antes de tocar a mi piel, destruyo aquello que mueve el mundo. Ahora toco todo con guantes de látex. Así sobrevivo.



martes, abril 21, 2009

LA CUESTIÓN HUMANA

Trabajo en la oficina de Kafka y hoy la cucaracha jefe ha venido a visitarnos. Volcada sobre su monitor plano, dirimiendo el valor de las palabras que las demás cucarachas segregamos, la miraba desde lejos. Eficiente, organizada, enterada de cómo funciona el mundo, arrugada como una pasa de Kentshire. Las cucarachas segregamos una media diaria de palabras que la cucaracha jefe controla escrupulosamente. Si nuestra segregación baja, la cucaracha jefe se enfada. Si, por el contrario, nuestra segregación es mayor de lo esperado, expresa su satisfacción. Si bien la calidad de nuestros efluvios verbales no es la mejor, somos la opción preferida por la inmensa mayoría del mercado, pues la mayoría nunca ha probado otros efluvios mejores. Su desconocimiento es nuestro beneficio. Y eso a la cucaracha jefe también le llena de satisfacción, ya que ella, aunque también participa de ese desconocimiento, participa más del beneficio. Y ésa es una palabra que entiende todo el mundo. Hasta las cucarachas entienden que más en más, y más es siempre mejor. He ahí la calidad. Sólo había que seguir un sencillo silogismo para encontrarla. La belleza de las cucarachas, por su parte, reside en su capacidad para segregar efluvios deliciosos (i.e., palabras, las mejores -las únicas- que has probado) a partir de la peor de las inmundicias (i.e., esta realidad, por ahora también la única que has probado). Son(somos) las cucarachas las que rellenamos esta realidad de palabras que se refieren a ella misma, pero que no residen en ella. Nosotras nunca llegamos a participar de la realidad: nos limitamos a comentarla. Por eso nosotras nunca nos extinguiremos, porque somos metafísicas. Aunque ésa es una palabra que no todo el mundo entiende. Por eso pocos entienden nuestra belleza.



domingo, abril 19, 2009

UN ANO SIN AMOR

El dolor, la insatisfacción, la violencia. Todo eso que no se muestra en los escaparates de los centros comerciales ni en los rostros de los niñatos de discoteca. ¿Renunciamos a una parte de nosotros mismos de cara a los demás? Todo esto por una peli sobre sida y BDSM que me he encontrado por casualidad en el salón de casa. Muy fuerte.

GALLETEROS

Ya va siendo hora de que deje las discoparties. Estoy planteándome el dogging o la sumisión. El fisting me da un poco más de reparo.


viernes, abril 17, 2009

SIRENAS DE ULTRATUMBA


Últimamente todo me sabe a poco, a nada. Sólo funciono con música, alcohol y tabaco. Ayer, toda la noche haciendo la cerda y nada me llenó. Sólo el amanecer con el ipod a toda hostia me sacó del suplicio de seguir viviendo. Quiero intensidad, pero ya no sé dónde buscarla.

miércoles, abril 15, 2009

MUERTO EL PERRO

Madre mía, lo que ha llovido desde la última vez que escribí aquí (sobre todo en BCN). Afortunadamente, por fin la primavera se ha manifestado por las calles, sometida a la dominación de los mossos y meada por las hordas de turistas hambrientos de sexo que vuelven a asediar este parque temático que tengo por ciudad. En fin, ya os advertí que mi cubo de rubbik se había roto y que el blog sufriría las consecuencias. En plan rápido os resumo que desde la última vez, baje a Madrid (y me volví a topar con otro actor porno en el AVE), vi a Brandon Flowers y a su paquete, me secuestraron el portátil, volví a la sauna y me he enganchado a este blog. Por lo demás, después de mucho tiempo hoy he vuelto a mirar el blog de Iván y ya no sé si soy un globo, un gas o el aire que me das. Feliz aniversario, nene.